Dos monaguillos quisieron ponerle ambiente a la misa

Newsletter Pirata FM

El pasado 6 de enero durante una misa celebrada en la Catedral de Santiago de Compostela, un par de monaguillos le jugaron una broma celestial a todos los asistentes, porque al momento en que se hacía uso del botafumeiro (gran incensario), varios de los asistentes percibieron un olor “extraño”.

“No olía como otras veces, era un olor familiar pero no conseguía relacionarlo con nada, pero en la habitación de mi hijo alguna vez huele así”, dijo uno de los asistentes.

Pues el extraño olor era nada más y nada menos que medio kilo de mariguana que los monaguillos habían metido dentro del botafumeiro. “Seguro que la gente ha salido de la Catedral más contenta que nunca” dijo uno de los monaguillos.

Al terminar la misa, los monaguillos fueron detenidos por la policía, pero finalmente fueron liberados sin cargos, pero no podrán volver a desempeñar sus funciones como monaguillos.


wave-background
Da click para seleccionar ☚