Reseña de Dr. Strange

Newsletter Pirata FM

Dr Strange

El 28 de Octubre vio la luz en las salas Dr. Strange, la última entrega de Marvel para este 2016, esperada tanto por fanáticos de los cómics como los seguidores del universo cinematográfico. Ha sido recibida con buenas críticas por parte de los expertos y fans, y no es para menos, pues bajo la dirección de Scott Derrickson, quien tiene como  especialidad el terror y suspenso, Benedict Cumberbatch como protagónico y Tilda Swinton, a quien recordamos de cintas como “Las Crónicas de Narnia” o “Constantine”; la película nos lleva a viajes por distintos y coloridos multiversos e impresionantes imágenes caleidoscópicas.

El film comienza con un Dr. Stephen Strange seguro de sí mismo y con una gran soberbia, hasta que después de un accidente que le deja secuelas permanentes, y no encontrar las respuestas en la medicina tradicional, busca ayuda de la medicina alternativa, embarcándose a un viaje no solo a otro país, sino por distintos universos hasta ese momento desconocidos e imposibles para él. La película, a diferencia de entregas anteriores de Marvel, no abusa de los chistes espontáneos durante la trama y, los pocos que lleva, son expresados por Stephen; que aunados a su soberbia pueden llegar a recordarnos la personalidad de Tony Stark. Durante el desarrollo del film no abusan de secuencias de explosiones y edificios volando por todos lados, pues se centra más en peleas cuerpo a cuerpo, edificios doblándose a voluntad de los personajes y una gravedad imposible.

051754

La entrega nos muestra la gema del tiempo, una más de las necesarias para que el guante del infinito funcione y que, hasta dónde sabemos, llegará a manos de Thanos en próximas entregas. La historia de Dr. Strange se puede sentir, en ocasiones, un poco forzada; pues aunque comienza con una trama lenta donde vemos a Stephen aprender poco a poco acerca de las artes místicas, de un segundo a otro se vuelve un experto en ellas. A diferencia de otras entregas de Marvel, como Guardianes de la Galaxia, no nos aporta demasiado; pero lo compensa con otros elementos estilísticos, por lo que su ausencia es poco notoria.

Cuenta con dos escenas postcréditos: una en los primeros minutos después de finalizar la película y una más al terminar la secuencia de créditos, ambas prometiéndonos más de Dr. Strange en futuras entregas (cosa que ya sabíamos); así que solo nos indica el rumbo que tomará en próximas cintas. Te recomendamos esperar hasta el final para verlos. Recomendable también el 3D para la cinta y así lograr una experiencia totalmente inmersiva en la película.

, , , , , ,

wave-background
Da click para seleccionar ☚